Tambores de Guerra: “Estados Unidos buscará armas nucleares en Turquía”


Tambores de guerra: Ejército Turco entra en Siria


Tambores de guerra: Ejército Turco entra en Siria


Tambores de guerra: Ejército Turco entra en Siria


La aldea Disney…¿en Turquía?


2017: Un inicio tétrico para Turquía


Un hombre armado irrumpió en el club nocturno “Reina” en Turquía, abriendo fuego e hiriendo a más de 69 personas y matando a 39 en uno de los acontecimientos más triste y terroríficos de este joven del 2017.

El ataque se suscito alrededor de la 1:30 de la madrugada, hora local, mientras el recinto se encontraba abarrotado de personas que celebraban la llegada el año nuevo en la ciudad de oriente, donde comenzó el tiroteo.

Las agencias de seguridad turcas han emprendido una operación especial para dar con el paradero del atacante, según informa AFP. Por su parte, el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha declarado que el atentado buscaba “sembrar el caos y socavar la paz”, pero aseguró que su país “nunca cederá ante esa amenaza”.

Hasta el momento, El Estado Islámico se adjudicado el ataque, siendo el primero de dos que han ocurrido en la zona por parte de ISIS.

Fuente: RT noticias

Tambores de guerra: ¿Acorazados fuera de control?


14 buques de guerra turcos navegan en aguas que no han sido reveladas fuera del control de Ankara, informa el diario británico ‘The Times’. Los marineros turcos al mando de estas naves temen que sus comandantes puedan ser partidarios de la fracasada intentona golpista y estén tratando de escapar. El comandante de Marina de Guerra turca, el almirante Veysel Kosele, lleva fuera de contacto desde el pasado viernes, día en que se produjo el intento del golpe de Estado, indica la fuente anónima del periódico británico.

Por el momento se desconoce si el almirante se encuentra detrás del fracasado intento de derrocar al presidente Erdogan o es rehén de los marineros que buscan refugio.

¿Qué temen los militares turcos?

El presidente turco reveló este lunes que estuvo a punto de ser asesinado en un hotel de la localidad costera Marmaris, un balneario turco del mar Egeo donde permaneció refugiado tras el inicio de la rebelión y donde dos de sus guardaespaldas murieron.

Mientras tanto, las detenciones masivas de militares turcos continúan. El proceso se está convirtiendo en una purga al más puro estilo de Stalin. Además, viene acompañado de demandas de reinstaurar la pena de muerte: un hecho insólito porque significaría que la nueva ley tendría un efecto retroactivo.

Más de 7.500 personas ya han sido detenidas desde la asonada. Entre los arrestados hay 6.038 militares, 755 magistrados y 100 policías, anunció el lunes el primer ministro Binali Yildirim en declaraciones recogidas por el diario ‘Haber Turk’.

El balance de muertos como consecuencia del fallido golpe ha subido a 290. Cerca de 1.440 personas resultaron heridas.

¿Destino a Grecia?

El día del golpe las naves estaban de servicio en los mares Negro y Egeo. Los rebeldes, que, presumiblemente, se encuentran a bordo, pueden tratar de llevar los buques hacia puertos de Grecia, sugiere Ria Novosti.

No obstante, fuentes militares de Grecia han desmentido que buques turcos hayan intentado entrar en aguas territoriales griegas, informa RIA Novosti remitiéndose a una fuente anónima en el Ministerio de Defensa de Grecia.

“Hemos seguido todos los barcos. Inicialmente nos han informado, interceptando su comunicación, que en algún momento les gustaría entrar en las aguas territoriales griegas, pero no ha sucedido”, dijo la fuente de la agencia rusa.

Texto original: RT noticias