Tecnología

Joven mexicano brilla en Japón


  • El joven cierra trato con la Universidad de Osaka con un proyecto rechazado cinco veces en México.

 

Christian Peñaloza hizo un doctora en Japón y al mismo tiempo, lleva perfeccionando AURA, un dispositivo que procesa señales del cerebro, los músculos y el corazón y las convierte en acciones concretas.

“Empezaremos a colaborar con un investigador en la UNAM que está desarrollando una prótesis de mano con nuestro software, para que las personas, sólo con pensar, puedan moverla”, señaló.

El sistema, según palabras del investigador de la Universidad de Osaka, ayudará a la rehabilitación médica de pacientes que pueda, por ejemplo, controlar sus prótesis o sillas de ruedas con la mente. Aura, también tendrá otras aplicaciones como videojuegos sin necesidad de control, todo, solo con los pensamientos.

Los trabajos avanzados y las pruebas en humanos han sido satisfactorias, hoy, los esfuerzos están centrados en cambiar el aspecto del hardware que es una caja de varios cables y electrodos.  En otros países ya existen avances similares en el campo de la neurotecnología: “Facebook está trabajando para que la gente escriba con el pensamiento. Nissan anunció un carro que recibe señales cerebrales para evitar accidentes. Jugadores muy importantes le están apostando a esto. Es el futuro”, comenta Christian.

Sin embargo, el científico cree que en México y Latinoamérica no sucede lo mismo y atribuye el rezago a dos factores: la poca inversión en ciencia, y la falta de herramientas para el desarrollo tecnológico: “Generalmente éstas se impulsan en países posicionados tecnológicamente, como Japón, Estados Unidos y Alemania; pero tardan en llegar a México, y eso nos causa un rezago a nosotros”, comenta.

Estados Unidos invierte 3% de su Producto Interno Bruto (PIB) en investigación y desarrollo. Éste equivale al 20% del PIB de todos los países de Latinoamérica en conjunto. Para ser una región competitiva tendría que invertir la cuarta o quinta parte de su PIB, de acuerdo con un estudio de la Facultad de Ciencias de la UNAM.

Christian estudió la maestría en Robótica e Inteligencia Artificial y el doctorado en Neurociencia Cognitiva aplicada a la Robótica en Japón, pero llegar hasta allí no fue fácil. Después de que el gobierno de México le rechazó una beca, gracias a la ayuda de sus padres y con sus propios ahorros viajó al país nipón, donde trabajó temporalmente en un restaurante para subsidiar sus gastos.

Fuente: El Universal

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.