INSABI: Un problema de matemática básica


El #rapidín por Edel López Olán

Prometer no empobrece. Pero prometer siendo pobre es la fórmula del fracaso. El #SeguroPopular nació como un programa alterno para quitarle presión a los servicios de salud del estado (#IMSS e #ISSSTE) y creó, desde una infraestructura “prestada”, una red de atención para las personas de escasos recursos a lo largo y ancho del país.

Pero como siempre sucede en este país, el mayor problema del Seguro Popular fue la corrupción. 7 mil millones de pesos son los recursos que hasta el momento se encuentran en un limbo administrativo. Nadie sabe qué paso. Nadie sabe en donde están y todo está, obviamente, fuera de la ley; por lo tanto, el concepto fundamental del Seguro Popular se desdibujó al convertirse en la caja chica de gobernadores en estados solapados siempre por la administración federal en turno.

Y aunque la oposición (culpables al 100% de lo sucedido con el Seguro Popular) haga berrinches, su desaparición es justificada administrativamente hablando, pero, dato importante, todo lo que se termina en el gobierno debe comenzar en otro con mejoras substanciales y crear las bases de un sistema real y de mejora continua.

A partir del primero de enero, el seguro popular involucionó en el Instituto de Salud para el Bienestar (#Insabi) pero, la falta de reglas de operación, recursos financieros insuficientes y promesas vacías de un funcionamiento optimo, se han convertido en el desafortunado inicio de otra improvisación más de la #4T.

Para entenderlo mejor:

El Seguro Popular atendía con 10 manzanas a 50 personas, hoy, con el Insabi, se pretende atender con las mismas 10 manzanas a más de 200 personas sin tener dinero para comprar manzanas.

Sí. El problema principal del nuevo instituto son funcionarios sin conocimiento del dos más dos.

La presidente de la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados, la morenista, Miroslava Sánchez Galván, aseguró que el nuevo instituto debe colocar de forma clara las bases específicas de funcionamiento y no prometer servicios gratuitos cuando el mismo instituto no tiene los recursos suficientes para su operatividad del primer año y su deficit será, de no solucionar los huecos administrativos, mayor que el del Seguro Popular en los años subsecuentes.

Para entenderlo un poco mejor.

En México se estima que aproximadamente el 10% de la población, es decir 12 millones de personas presentan diabetes, por lo que el gasto directo en salud para la atención de este grupo de población está por el orden de los 19 mil millones de pesos, lo que representa hasta el 30% del presupuesto destinado a salud. El Insabi contará con 112,538 millones de pesos para 2020, 64% de los fondos provienen del Seguro Popular y 36% del Fideicomiso del Sistema de Protección Social en Salud, sin embargo, para atender a las personas sin seguridad social (adosados al nuevo sistema) se requieren 792,620 millones de pesos; una cantidad que es siete veces superior al presupuesto actual, eso sin contar sueldos y servicios administrativos de cada entidad, todo esto de acuerdo con un informe del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), publicado en el último trimestre de 2019.

Todo mal.

México enfrenta otro berrinche presidencial. Un berrinche que juega con lo más importante de la sociedad, la salud, todo esto mientras el presidente promete todo gratis pretendiendo ganar votos para una administración que presumía tener conocimiento de todo
y desconoce completamente de matemática básica, y eso, es lamentable.

Hasta la próxima.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .