Orfield Laboratories en Minneapolis, Minnesota, alberga una atracción turística poco probable. De acuerdo con Smithsonian Magazine es tan silencioso que el tiempo más largo que alguien ha podido soportar estar ahí es de 45 minutos.

En el laboratorio, hay una cámara anecoica. Una cámara anecoica es un lugar donde no escuchará el ruido del tráfico, la charla o incluso el zumbido de los electrodomésticos.

Asimismo, Orfield Laboratories se utiliza principalmente para grabar música o para la investigación, por ejemplo, cómo el silencio puede ser terapéutico para ciertos trastornos, a saber, el autismo, el TEPT y algunas enfermedades mentales.