¿Por qué preocupa el virus Nipah?


Le virus ha llamado la atención de la comunidad científica internacional.

La enfermedad afecta algunas áreas del cerebro y posee un alto índice de mortalidad.

En 1998 se detectó esta nueva enfermedad de procedencia animal —muy posiblemente, también de murciélagos asiáticos— que afecta algunas partes del cerebro humano y posee un alto índice de mortalidad. Los epidemiólogos insisten en seguir con especial atención al virus Nipah.

virus Nipah
Foto: Getty Images

La infección por el virus Nipah (VNi) es una enfermedad tropical de origen animal causa cuadros graves y procede de los murciélagos fruteros de la familia Pteropodidae.

Se detectó en Malasia por primera vez hace 23 años. El huésped intermediario entre el virus y los seres humanos, en aquella ocasión, fue un cerdo. Sin embargo, a raíz de este contagio otros brotes se dieron sin animales de por medio. En 2004, Bangladesh vio un fenómeno similar, con personas afectadas tras consumir savia de palma datilera contaminada por murciélagos enfermos.

A pesar de que es común la transmisión de animales a personas, también se han detectado infecciones en entornos hospitalarios de la India. Se sabe que el periodo de incubación es de 4 a 20 días, en los que los pacientes pueden o no mostrar una serie de síntomas específicos una vez que se contrae la enfermedad y las manifestaciones clínicas principales van desde un síndrome respiratorio agudo hasta una encefalitis que puede llevar al paciente a la muerte en cuestión de días. La tasa de letalidad de la enfermedad varía entre un 40 y 70 %, dependiendo de si se observan malestares encefálicos graves.

Además de fiebres severas y dolores de cabeza, estos son algunos de los síntomas que se han registrado relacionados al virus Nipah:

  • Mialgia
  • Dolor de garganta
  • Náuseas fuertes y vómitos
  • Sensaciones de vértigo y desorientación
  • Dificultades para respirar
  • Convulsiones y coma, en los casos más graves

Al día de hoy, esta enfermedad no tiene cura: no existe una vacuna que proteja al sistema inmunológico humano ni animal. Además de esto, puede que el paciente ni siquiera presente síntomas. Incluso después de meses de recuperación, se han documentado recaídas y secuelas neurológicas en cerca del 20 % de los supervivientes.

Los casos son menos esperanzadores para quienes padecen algún tipo de enfermedad crónica, como diabetes o hipertensión. De la misma manera, las personas de edad avanzada son población de riesgo, y son más propensos a presentar, tras recuperarse, cambios en la personalidad importantes. Hoy en día, el pronóstico no es favorable para quien contraiga el virus Nipah.

Fuente: OMS

 


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .